Un protocolo necesario en receptores de gametos y embriones

El Grupo de Interés en Psicología, cree necesaria la puesta en funcionamiento de un Protocolo de Intervención Psicologica en Receptores de Gametos y Embriones, con el fin de que cada Unidad de Psicología de los Centros de RA, puedan utilizarlo como guía de trabajo con este tipo de pacientes. Las responsables de este protocolo han sido Gemma Mestre y Vicenta Giménez.

Breve resumen:

El objetivo del psicólogo es garantizar un espacio de reflexión profesionalizada a los receptores, teniendo en cuenta, su tipología, cómo han llegado a la recepción de gametos, los tratamientos anteriores, pérdidas (duelo), estado psíquico y emocional, ideas, creencias, mitos, fantasías, proyecciones , perspectivas, su grado de aceptación y en el caso de que sea una pareja, el grado de unión.

 En base a esos factores el psicólogo ayuda a la toma de decisiones a través del deseo y no del temor o la desesperación, ofreciendo un espacio de contención, reflexión y acompañamiento para que su decisión les conduzca hacia un futuro saludable y un vínculo mater/paternofilial sin temores.

 El paciente frente a este tipo de tratamientos tiene dudas y preguntas. Frente al médico expresa cuestiones más organicistas y  dudas que le implican menor autojuicio. La empatía del médico abre paso a que el paciente se de permiso para expresar sus emociones y necesidades, sin embargo hay otras dudas que merecen mayor atención y deberían tener un espacio profesionalizado de reflexión a los receptores, contribuyendo al bienestar de los mismos, evitando futuras complicaciones emocionales y consecuentemente se fideliza al paciente con el médico y con la clínica en general. Con este tipo de protocolo posiblemente se produzcan menos abandonos en el tratamiento, por inestabilidad emocional o frustración y se consigue un espacio de prevención de la salud del paciente , de su vinculación futura con su pareja y en el caso con su/s hijo/s. En conclusión mejores resultados y mayor estado de bienestar y consecuentemente, niveles de felicidad.

 La temporalidad de la intervención dependerá de la tipología del receptor, grado de aceptación , del tipo de pareja o unión y del duelo ,como rasgos más relevantes. La media de sesiones se estima entre dos y cuatro, recomendando un espacio de reflexión entre las mismas, para que los receptores puedan procesar la información recibida y posicionarse sin presiones. El momento de intervención por parte del psicólogo -más adecuado- será antes de que empiece el proceso de tratamiento de recepción de gametos/ embriones, ya que si se realiza después o durante, tiene mucha más carga emocional y en general se precisa un tiempo de intervención mas largo.

 La finalidad de esta intervención es ayudar a los pacientes en el duelo de la pérdida de su fertilidad, de la continuidad genética ,de la imagen del hijo soñado, y de los anteriores procesos fallidos, cuando los hay. Así mismo, dar una información profesionalizada para resolver sus miedos, dudas y fantasías que proceden de aspectos emocionales mucho mas allá de la comprensión del procedimiento, al mismo tiempo que se ofrece un marco de seguridad frente a las dudas que posee  la receptora y  la posible comunicación con su futuro hijo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s